En el marco de las actividades vinculadas con la postulación del Museo Sitio de Memoria ESMA a la Lista del Patrimonio Mundial de la UNESCO, el 17 de noviembre de 2020 Alejandra Naftal, Directora Ejecutiva del Museo Sitio de Memoria ESMA, participó del webinario “Perspectivas y desafíos para la política de la Memoria y la Verdad” organizado por la Secretaría de Protección Social, Justicia, Ciudadanía, Mujeres y Derechos Humanos (SPS) del Gobierno del Estado de Ceará y la Universidad Regional de Cariri (Urca), junto con la Prefeitura Municipal de Fortaleza y el Centro de Memória Frei Tito de Alencar Lima de Brasil.

Invitada para exponer sobre la creación del Museo y su candidatura, Naftal compartió panel con el doctor en derecho Paulo Abrão, ex Secretario Ejecutivo de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH). De la actividad participaron, además, la titular de la SPS Socorro França, la educadora y responsable de relaciones institucionales de la Coordinación de Derechos Humanos de esa secretaría, Lúcia Rodrigues Alencar, y el rector de Urca Francisco do o Lima Junior, quienes expusieron sobre los procesos de Memoria en la región.

“Nos interesa mucho organizar este tipo de encuentros que nos permitan profundizar el conocimiento sobre los procesos de Justicia Transicional. Es necesario aprender un poco más sobre nuestro pasado y la importancia de los lugares de memoria como espacios que guardan la historia y fortalecen la democracia”, destacó en carácter de moderadora Rodrigues Alencar, quien agradeció la oportunidad de poder conocer detalles de la postulación del Museo Sitio de Memoria ESMA.

A su turno, França destacó que este tipo de encuentros virtuales “contribuyan a que el público reflexione sobre temas pasados que tienen implicaciones para el futuro de los países” y afirmó que “es fundamental que la gente conozca la historia y tenga una visión crítica de la misma como ejercicio de ciudadanía”. Además, la funcionaria destacó la lucha por la Memoria, Verdad y Justicia que se lleva a cabo en la Argentina y reforzó la necesidad “de que haya Estados que fortalezcan estas políticas públicas”.

Por su parte, Francisco do o Lima Junior resaltó el rol de las universidades para generar plataformas de diálogo que contribuyan a profundizar la temática de Derechos Humanos y destacó “la importancia de generar herramientas para enfrentar a los discursos conservadores e intolerantes y construir más verdad”.

En su turno, y ya como parte de las exposiciones, Naftal dio cuenta del proceso que implicó la creación del Museo Sitio de Memoria ESMA y de los pasos a seguir para dar visibilidad internacional a los crímenes de lesa humanidad cometidos por la dictadura cívico-militar y al proceso de justicia ejemplar logrado por los organismos de Derechos Humanos. “Este proyecto representa a todos los Sitios de Memoria de Argentina pero también de América Latina. Es la posibilidad de ser un faro en los procesos de Memoria para toda nuestra región”, afirmó.

Para cerrar, Paulo Abrão propuso «trabajar en una integración latinoamericana a través de la memoria como instrumento de solidaridad”. Con respecto a la candiadtura del Museo Sitio de Memoria ESMA a la Lista del Patrimonio Mundial, Abrão dijo: “Es muy emocionante porque refleja la lucha del pueblo argentino y la elaboración que hizo el movimiento de Derechos Humanos al apropiarse de ese lugar y transformarlo en un espacio de construcción que es único”.